Monteando en Castellar

Este es el espacio para los amantes de la caza en general y de la montería en particular, donde participan la familia y amigos del grupo de los Piques, monteros viejos y jovenes capitaneados magistralmente por el Tito Paco y el Tito Vicen.
Conócenos y entra a formar parte de nuestra familia.

martes, 4 de noviembre de 2014

MONTEROS DEL JÁNDULA


Era a primeros de junio cuando en asamblea y con una buena comida en La Caracola, esa mítica viña en la Sierra de Andújar, se constituyo este grupo montero, dando por finalizado el laborioso proceso de creación, donde unos amigos se reunían para poner en común sus aficiones, sus ilusiones y sobretodo cazar juntos.

El Tagarillar fue la primera finca que esta nueva asociación monteó el pasado 18 de octubre. Finca manchega-jienense, ya que se entra por Fuencaliente pero pertenece a Andújar, es muy querenciosa para las reses y Paco, su guarda, sabe hacer perfectamente su trabajo. 47 puestos aunque la sociedad se ha formado con 27 monteros y antes de que llegase el catering contratado, ya estábamos en el punto de encuentro deseosos de vernos, saludarnos y contarnos nuestras ilusiones sobre la mancha y sobre el nuevo grupo montero.

Celebrado el sorteo y tocándonos en suerte el 1 de la Mina, pusimos rumbo al puesto siguiendo al postor. Destacar la seriedad del sorteo y la buena organización en la salida de armadas, esto empieza bien. El puesto era bonito y de testero, lo conocíamos porque el año pasado estuvimos en el 2 de la Mina en el gancho de cochinos y entraron varios venados por la cuerda de este puesto. Nada más llegar vimos un buen venado a la izquierda varias veces, cuando se armaban las traviesas. Nos entró un buen cochino que Juan Angel, en un tiro más de intuición que apuntando, consiguió tocar y más tarde rematar, justo cuando llegaban los perros. El cochino se escurrió por el cerro de atrás, dejándose caer por el el arroyo y repechando hacia el testero. Fue el mejor cochino de la montería y le ha faltado poco para el bronce.

Muchas ciervas hasta que el venado de lo alto de la cuerda, se deja caer hacia la postura seguido por los perros. Dos tiros, uno de cada uno, llegando al arroyo y no tocando pelo, cruza al pecho de enfrente dejándolo correr hasta que le tiramos nuevamente cayendo, creo que tocado en el primer tiro que fue el mío, pero eso es lo de menos. Muchos varetos para el año que viene y al final en la junta 38 venaos, 9 cochinos, 68 ciervas y 3 gamas. Buena comida, buena reunión de amigos y fenomenal comienzo de temporada de este nuevo grupo.

En Corchuelos, el 25 de octubre, cazamos solo los socios a 2 venaos por cupo, por lo que teniendo en cuenta la calidad de este año, había que esperar por si entraba el ansiado pavo. La junta fenomenal con abrazos, saludos y buen desayuno, comentando los lances vividos en el Tagarillar.

Nos tocó el 2 de la Loma de Martiáñez y nada más llegar al puesto nos pasan 5 venados con 12 o 14 ciervas. El puesto algo feo al lado de la alambrada y de los olivares, tuvimos la visita de un grupo de personas que desde los olivos vieron la montería. Ruidos, risas,barbacoa y hasta música, en fin tuvimos que aguantar al grupo de domingueros que no nos perjudicó en exceso, ya que las reses al asomar, se paraban para ver de donde venía tanto ruido. Tiramos varios venados buenos y dejamos pasar los que consideramos que no daban la talla, además de las ciervas de rigor.


En el rastreo de los venaos, que no encontramos, nos entra un venadete de 12 puntas que conseguimos abatir y a la junta donde fuimos los últimos en llegar, para degustar una excelente comida y un mejor ambiente. En total 51 venados, 50 ciervas y 2 jabalíes. Como sería el ambiente que ni nos acordamos del partido de fútbol Real Madrid-Bacercelona y es que cuando se habla de caza entre amigos, se olvida uno de los demás.

1 comentario:

  1. Estuviste en el 2 de la Loma de Martiáñez, no en Mañuelas, más conocida por Chachuelas

    ResponderEliminar